ANALITYCS

domingo, 22 de julio de 2012

ANTE LA ADVERSIDAD

Que la vida es difícil y terriblemente injusta es algo que todos sabemos. A veces es como si se nos juntaran en ciertos momentos un montón de adversidades: pérdida de nuestra pareja, enfermedades repentinas, pérdida del empleo, decepción con personas a las que amábamos… un sinfín de situaciones que nos paralizan y nos hacen caer, en muchas ocasiones, en pensamientos derrotistas, lloros y lamentaciones, que si bien humanamente todos experimentamos, lo cierto es que pasados unos días la desesperación va dando paso, poco a poco, a una aceptación más serena y deberíamos empezar a propiciar personalmente hacer algo para seguir adelante.
Para pasar esa transición del fuerte malestar a la aceptación de lo que la vida nos ha puesto en el camino, es conveniente ayudarse siguiendo estos consejos:
No siga revisando el pasado, por el contrario, déjelo atrás.
La revisión del mismo le mortifica y le paraliza en un círculo negativo que le impide avanzar y recuperarse.
Es mejor invertir la energía en el presente y futuro que tenemos por delante.
Acepte la realidad como es; para eso es fundamental que abandone la mentalidad de víctima, de “pobre de mi”, por muy injusta que realmente sea la situación que le ha tocado vivir.
Enfréntese a la realidad y piense en avanzar más que en lamentarse por la pérdida o terrible decepción que ha sufrido.
Lo se; esto no es fácil, pero sobre todo, se consigue en cuanto usted decide luchar, en vez de adoptar el rol de “abandonado”, enfermo o persona a la que le ha ocurrido una desgracia. Y, sobre todo, se consigue en cuanto empieza a poner en marcha una actitud resilente, que nunca niega la realidad, sino que es capaz de hacerla suya sin que le quite la fuerza de seguir adelante.
Experimentar dolor es lo normal, pero no añada más sufrimiento con posicionamientos mentales de autocompasión y queja. De esta manera, aunque duela, ira encontrando poco a poco herramientas en su interior para seguir adelante y seguir con su vida.
Mire bien a su alrededor, a veces esa pérdida o ese dolor nos nubla y vemos todo más negro de lo que es; intente sacar algo positivo de la situación que le toca vivir; eso le dará fuerzas para seguir adelante y aumentará la confianza en sí mismo.
Atrévase a hacer, a dar los pasos que antes nunca había dado. Confié en sí mismo; tiene muchas posibilidades o habilidades, fortalezas, que seguramente usted desconoce, y ahora es el momento de sacarlas de dentro, implicándose en su vida.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...